Pensamiento: Más de cien años de una canción (+Video)

Shutterstock.com
0 6

- Publicidad -

Hay canciones que identifican a un intérprete, otras, que recuerdan una época, otras que simbolizan determinado movimiento, y están aquellas que se convierten en el himno de toda una ciudad.

Es el caso de Pensamiento criollísima canción que recuerdan y cantan generaciones de espirituanos. Pero, ¿cuál es la historia de esta canción? ¿Qué magia encierra, que sus notas aún perfuman las noches espirituanas, después de más  de un siglo de creada?

En la lejana fecha de 1915, el hacendado espirituano Juan Ordaz convocó a sus amigos a celebrar el cumpleaños de su hija Rosa María, que ese día cumplía 16 años. Acudieron a la hacienda del señor Ordaz, amigos y vecinos, y entre estos jóvenes pretendientes de la linda y acaudalada muchachita. Entre estos se encontraba Rafael Gómez Mayea apodado Teofilito que era como su padre lo llamaba.

En medio de la algarabía de la fiesta, los jóvenes propusieron realizar una especie de juego floral, donde las muchachas debían tomar nombres de flores. A todos les encantó la idea y es así como la homenajeada, Rosa María decidió llamarse Fragancia y una amiga de Teofilito adoptó el nombre de Pensamiento. El que adivinara el nombre que se había puesto Rosa María, se llevaba como premio bailar un danzón con ella.

Al rato, nadie adivinaba el nombre de la flor que había adoptado la homenajeada, y esta se decidió a insinuarle a Teofilito su seudónimo, pero no se sabe por qué el joven trovador, no le hizo el menor caso. Entonces, la atrevida joven se acercó a él y ofreciéndole un ramo de flores le dijo: ¿Por qué usted no piensa en mí?

- Publicidad -

Más tarde, Teofilito decidió contestar aquella pregunta por medio de su amiga llamada Pensamiento y cantó:

Pensamiento: Dile a Fragancia que yo la quiero
Que no la puedo olvidar. Ella vive en mi alma,
Anda y dile así:
Dile que pienso en ella,
Aunque no piense en mí.
Anda Pensamiento mío, dile que yo la venero
Dile que por ella muero, anda y dile así…

Evidentemente, fue toda una declaración de amor, lo que no cuenta la historia, es si la joven aceptó el reclamo amoroso del trovador, pero de lo sí no quedan dudas, es que esta canción con más de un siglo de creada, sigue siendo entonada cual himno identitario en toda la ciudad de Sancti Spíritus.

- Publicidad -

Leave A Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.