Jaba amarrada con soga, el “delivery” de muchos cubanos (+video)

Foto: Captura de video
0 31

- Publicidad -

Quizá si la abuela de la caperucita roja viviese en un edificio multifamiliar, su nietecita no hubiese tardado tanto con la dichosa cesta y se la entregaría, como hacen muchísimos cubanos, amarrada a una soga.

La ancianita seguramente no querría perderse la radio o telenovela de turno y tampoco emplear su tiempo en los diálogos tontos de la niña: que si la nariz y los ojos grandes, que si el lobo anda rondando la casa y bla bla bla.

La técnica de aupar algo por el balcón, aunque poco moderna, resulta muy efectiva. Se trata de una especie de “servicio a domicilio” que se aplica para diversos productos, desde subir un cubo de agua, todos los mandados de la bodega o alimentos básicos y cotidianos como la leche y el pan.

Esta modalidad se asemeja a tener las góndolas del supermercado en la puerta de casa. El panadero, el vendedor de agua, el yerbero y hasta el apuntador de la bolita pueden servirse de ella. A fin de cuentas es más rápido y mucho más cómodo que subir tres o cuatro pisos.

En escenas de películas cubanas lo mismo vimos subir o bajar un escaparate o un refrigerador. (Si mal no recuerdo) fue en la película “Se permuta” y en otra comedia, los vecinos se intercambiaban el teléfono que iba de piso en piso, gracias a una jabita amarrada donde, por cierto, había que depositar un peso luego de la llamada.

Así es el cubano de ocurrente. En países desarrollados recibir encargos sin moverse del hogar es muy normal. Esta práctica se conoce como “delivery”, nombre proveniente del inglés y que se traduce en entrega, pero no es algo que surgió en la modernidad.

Los pregoneros y vendedores ambulantes fueron los primeros en implantar el “delivery”. Ya fuese con pequeños carromatos o caminando. Se encargaban de repartir leche, velas, pan y otros alimentos de primera necesidad. O sea, lo mismo que puedes ver en una calle de la Habana o de Santiago de Cuba.

Uno de los servicios que no hemos mencionado es la prensa diaria. Recibir el periódico desde la terraza de tu casa es super chévere y los cubanos que no tienen Internet en sus hogares, o sea la mayoría, quieren tener las noticias de primera mano.

Cubanos Gurú quiere despedir esta reseña con un video del humorista, actor y comediante Ivan Camejo, quien nos presenta una singular “aplicación” llamada Cristal Express y no es más que un pedido de cerveza a domicilio.

Nadie dudará que esta escena es harto conocida en nuestra Cuba. Y si no lo sabía y usted vive en “las alturas”, hágase de una jabita de guano o de nylon y un cordel o soga para estos menesteres.

Créame que va a ahorrar tiempo y no andará sudando la gota gorda ni cargando una cesta pesada como la caperucita del cuento.

- Publicidad -

Leave A Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.