El “huesito de la alegría” y otras partes del cuerpo dichas en “cubano”

Foto: Julian Peters Photography / Shutterstock.com
0 187

- Publicidad -

Una disertación sobre vocabulario y ejemplo de creatividad pudieran considerarse los nombres que el cubano emplea para designar las partes del cuerpo humano.

Los hay muy ocurrentes como el “guamo”, “el huesito de la alegría” o el “gorguero”, pero muchos de ellos tienen una raíz etimológica, una historia y no precisamente tienen que ver con el habla popular de los cubiches.

Ya se conoce del Talón de Aquiles, de las Trompas de Falopio y de muchas designaciones propias de la anatomía y fisiología. Algunos en broma mencionan al radio como el hueso que siempre anda con música o a la tibia como el hueso que nunca llega a calentarse.

Pero este inventario que proponemos despertará la curiosidad de filólogos, médicos, comunicadores y estudiosos de la lengua, sobre todo si no son cubanos.

Aquí vamos con esta clase de anatomía:

1.- Gorguero: es lo que algunos llaman “la nuez de adán” o el “bocado de adán”. Surge por la creencia cristiana de que los varones tienen atravesado en la garganta un trozo del fruto prohibido que mordió el primero de ellos. Algunos en Cuba le dicen así debido quizá a su relación con el buchón gorguero, una raza de palomo española, originaria de Castilla.

huesito de la alegría
Foto: Wikipedia

2.- Guataca: la guataca es la oreja y esta palabra también puede emplearse para hablar de una persona adulona. No obstante, se emplea para nombrar esta parte del cuerpo y, si bien se utiliza más para los animales, los humanos también tienen “guataca”.

3.- Ñata: por lo general, en Latinoamérica, se emplea para hablar de la nariz. Aunque en México se emplea para nombrar el órgano masculino. En Cuba es una variante del sustantivo Nariz. En Costa Rica existe una manera coloquial para referirse al cementerio como el “barrio de los ñatos”.

4.- Jaiba: “Cierra la jaiba” o “Tremenda jaiba”, son algunas de las tantas expresiones que se emplean en Cuba. Aunque se refiere a un crustáceo, esta palabra suele emplearse para referirse a la boca.

5.- Hueso de la alegría: así se le dice vulgarmente al cóccix, el último hueso de la columna vertebral. Este hueso en algunas personas de una edad mayor se dobla y coge el músculo y cuando se sienta esta persona, le viene un dolor que lo hace llorar de alegría. Está en la espalda, al final de la columna vertebral.

6.- Pistolas: el llamado músculo pectíneo de la pierna suele llamarse en Cuba como las “pistolas”. Se forman al poseer caderas anchas y en algunos países se dice que es símbolo de fertilidad. Hay algunas mujeres que detestan estos “huesitos”, que suelen esconder con algunas prendas de vestir.

 

7.- La suegra: cuando el cubano se golpea el hueso del codo y recibe un calambre, mezcla de adormecimiento y cosquilla, entonces dice “Ñooo, la suegraaaa” y acto seguido menciona el nombre de la persona. Es típico para describir esta parte del cuerpo donde se reciben sensaciones incómodas que van a parar en los dedos meñique y anular.   

Hay muchísimas más expresiones y designaciones para enriquecer esta clase de anatomía. Pero, por el momento, hacemos un alto en esta primera parte y te pedimos que, de conocer algunos nombres ocurrentes, los compartas en los comentarios de este artículo.

- Publicidad -

Leave A Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.