Cinco canciones cubanas con doble sentido (II)

Foto: http://www.cubahora.cu/
0 73

- Publicidad -

A raíz de un post anterior en el que mencionamos a Faustino Oramas, “El Guayabero”, recibimos un mensaje de un lector a través de nuestra página de Facebook, pidiendo que incluyéramos a Ñico Saquito entre los exponentes del doble sentido en Cuba.

Alberto Bacallao lleva razón en su reclamo, pues Benito Antonio Fernández Ruiz, conocido internacionalmente como Ñico Saquito fue tanto, o a la par de Oramas, portador de la picaresca, el humor y la originalidad en las guarachas de entonces.

Se dice que creó más de 500 composiciones de música popular. Recordemos “Cuidadito Compay Gallo” o “María Cristina”, por solo citar dos ejemplos.

Junto al Guayabero, Los Compadres, Pedro Luis Ferrer y tantos otros nativos de la Isla, el llamado “Guarachero de Oriente” se apropió del doble sentido para sus interpretaciones, unas veces cantadas por él y otras en la voz de grandes como Benny Moré o el Trío Matamoros.

Gracias entonces a nuestro amigo Alberto Bacallao por darnos pie para este esbozo de la cancionística de Saquito, cuyo quehacer artístico lo coloca en el altar de la música tradicional cubana.

Luego de esta acotación y reverencia necesaria, proseguimos la lista de canciones donde predomina el doble sentido, el mismo recurso que emplearon con tanta precisión, los grandes Ñico y Faustino:

6.- La choza de Chacho y Chicha y La Guaravenganza: escritas por el trovador Tony Ávila, ambas en el disco Timbiriche. Es la recomendación que hace Cubanos Gurú.

7.- Chupi Chupi: “Chupa, chupa, chupa pirulí; te lo sacas de la boca, te lo pones en la nariz” Un periodista cubano definió a esta canción del reguetonero Osmani García como “patito feo de las emisoras radiales, pero cisne cuello blanco de fiestas populares, reproductores mp3, taxis, ómnibus urbanos y DVDs de circulación nacional”.

8.- La mujer del pelotero: este título de Baby Lores se asemeja al anterior. Su estribillo dice: “Le gusta el bate a la mujer del pelotero/ Le gusta la carne a la mujer del carnicero/ Me pide pistola la mujer del patrullero/ Y la del bombero me está pidiendo fuego.”

9.- La negra no quiere: un éxito de Adalberto Alvarez con una picardía marcada. Cuando dice “que le monten la guagua por detrás”, alude a… saque usted sus propias conclusiones.

10.- “Casanova, Cecilia Valdés y la Bella durmiente”: escrita por el dúo Buena Fe y con arreglos de Frank Delgado. Si bien trata el tema de la homosexualidad femenina, la manera en que lo hace es interesante. Aquí está la idea central: “si esta está bueno el pan con salsa me sobra el perro caliente.” Israel Rojas dice que la canción no ha tenido suerte en la radio, es normal con el puritanismo y los tabúes existentes.

Con la invitación a repasar la selección I y II, a que nos remitan ejemplos hechos desde la Isla, cerramos nuestro repertorio de textos cargados de doble sentido y ojalá surjan en Cuba otros herederos de esta tradición criolla que nos hace simpáticos, originales y no necesariamente vulgares ante el mundo.

- Publicidad -

Leave A Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.