5 formas de llamar a la vagina en Cuba

0
2473
vagina en Cuba
Shutterstock.com

Aunque parezca un tema tabú, en Cuba, las formas de llamar a la vagina pueden ser muy creativas. La parte íntima de la mujer puede llegar a ser objeto de poesía, canciones, piropos, etc… que mientras se mantengan con “lírica”, no llegan a ser ofensivos, como es el caso de algunos.

Cubanos Gurú te invita a conocer cinco formas de llamar a la vagina en la isla.

Papaya:

Foto: xn--turismogastronmico-31b.com

Aunque en algunos lugares de Cuba se utilice para nombrar la fruta, lo cierto es que la mayoría de las personas lo emplea para referirse a la vagina. Las frases que la conjugan pueden ir desde el tamaño: “tremendo papayón”; el deseo de hacer algo porque sí: “por mi papaya”, etc…

Pipi:

Este término más bien se utiliza para los niños, para enseñarles la referida parte del cuerpo. De ahí que podamos escuchar: “hay que lavarse el pipi”, “ponte blume para no enseñar el pipi”, entre otras.

Toto:

Tiene casi la misma connotación que la palabra anterior, pero esta se emplea más entre personas mayores, pues aún muchas mujeres lo utilizan. “Voy a lavarme el toto” o “el médico me revisó el toto”.

Chocha:

Se trata de una expresión más vulgar, que generalmente se emplea por personas “menos finas”, aunque en honor a la verdad, en Cuba, cualquiera te la puede decir.

Bollo:

Es la más empelada de todas las palabras, quizás un pequeño por ciento de la población la use para referirse al alimento, pero en el fondo saben que se trata de la vagina femenina. Aquí tenemos todas las variantes: “me sale del bollo”, “es una bollúa”, etc…

También se emplean términos como la panocha, la vulva o vagina para los más finos, el aparato, el equipo y todo lo que te puedas imaginar. Así de creativos somos los cubanos.







Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here