5 cosas que no entiendo de los taxis en La Habana

- Publicidad -

Los “Almendrones” son los taxis en La Habana, donde rige la ley del taxista, son ellos los encargados de fijar el precio, la ruta y las condiciones.

Soy de La Habana, en ella crecí, me pase toda una vida movilizándome por ella gracias a los “Almendrones”, pero hay cosa que no acabo de entender, no sé si es porque soy muy protestón, pero hay cosas que simplemente, no tienen explicación para mí.

Rutas fijas: Las rutas se establecen según las necesidades de movilización, pero son rutas fijas, no puedes desviarte de ella, si necesitas tomar dos taxis para llegar a tu destino tendrás que hacerlo, pero un taxi en La Habana siempre respeta su ruta. Si le pagas un 500% más de lo que representa en dinero el viaje, entonces puede que te lleve al lugar deseado.

Precios: Esto es lo que más me molesta, cada ruta tiene su precio fijo, no importa si recorres un kilómetro de esa ruta, costará lo mismo que realizarla completa. Otra medida es que ciertas rutas tienen dos precios; si recorres hasta un punto medio de la ruta, cuesta un precio, si la recorres completa cuesta el doble. Así que, si quieres trasladarte a un punto que queda a tres cuadras de ese límite de precio, mejor bájate antes que cruce esa línea imaginaria, y caminarás 3 cuadras más, pero te ahorrarás la mitad del pasaje.

Señales: No es cuestión de levantar el brazo, detener un taxi, y preguntarle si va a tal lugar. Cada ruta tiene sus señales, señales que determinan a que dirección va, si ya va lleno de pasajeros ó si tienes que pararte más adelante para poder tomarlo. Si llegas a una ruta a la que no estás acostumbrado a tomar taxis, primero tendrás que aprenderte las señales propias de esa ruta, para entonces poder comunicarte con los taxistas con señales y poder tomar uno.

Cambio de moneda: En Cuba hay dos monedas nacionales, y en todos los campos de la sociedad existe un “relajo” tremendo con el valor de una con respecto a otra. Si el cambio oficial está a 1 CUC X 25 Pesos, entonces si pagas con 1 CUC, el taxista lo considerará como 23 Pesos, pero luego el vende ese dólar a 25 pesos, que abuso.

Precio por persona: En los taxis de La Habana es como montarte en una “guagua”, donde cada pasajero paga su tarifa, en los taxis es igual, pero con el precio exagerado. No puedes montar a cinco familiares en uno de ellos y pretender pagar como si fuera uno. Así no es como funciona.

Existen los taxis del estado, pero estos están enfocados al mercado extranjero y con precios que son poco accesible para el cubano de a pie.

- Publicidad -

Usted puede hacer uso de de esta publicación siempre y cuando se mencione la fuente con un enlace a esta publicación. Aviso de Copyright

4 Comments

  1. Joshua Neumann via Facebook 15 enero, 2016, 10:33 AM
  2. Joris 1 mayo, 2016, 9:50 AM

Add Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.